miércoles, 7 de mayo de 2014

Amantes en el ojo del pintor

¿Cuál será el tacto de una mano con otra mano?
Sandra Martínez


Mi corazón sobre una montaña de sal gruesa.
Latido tumba cicatriz en las venas de un tigre.
Cabeza de un saltamontes en mi pelo.
Mutilaciones con una motosierra
a tu cabeza de insecto
y tu cuerpo de tigre.
Sangre malva en el rostro del pintor.
Huracán de insectos en mi estómago
o huracán de tigres en mis ojos.
He pintado mis piernas
con la sangre de una pulga muerta
pero no he renacido a dios.
Estaba pintándolo con el rojo
esmeralda sangre seca aceite y cal.
Queman la hormiga
y el sol en un congelador.
La luz no crece en el espejo.
El asco es una lágrima de sal
en mi lengua  de manos de mármol
Él pinta una lluvia de pestañas
y la angustia se palpa
en la otra ventana.
El ojo no llora, se desangra
en mis trompas de Falopio.
Tus zarpas están diseccionando la noche
el diamante, el calor, su cráneo.
El amanecer ha caído en un vaso
de agua limpia.
Él deja su pincel a un lado
y empieza a imaginar la anatomía
del mar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada