miércoles, 5 de febrero de 2014

Nieve en junio

Lo nuestro era algo parecido a la nieve.
¿Te acuerdas de cuándo salté del columpio
me raspé las dos rodillas enteras?
Era algo parecido a la nieve
o a un agujero en tus pantalones,
dentro aprendí a amarte con una sola mano,
y a vivir con la sangre fuera de la piel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario